image

Lijadoras eléctricas

Existen varios tipos de lijadoras en el mercado, por lo que antes de comprar una tenemos que tener claro: para qué vamos a utilizarla; qué potencia de motor necesitamos, o qué sistema de fijación de lijas nos resulta más práctico.

¿Qué tipos de lijadoras existen?

Son varios los modelos que podemos encontrar, y según el proyecto de bricolaje que tengamos en mente, deberemos utilizar una u otra.

Lijadora de banda

Este tipo de lijadora está diseñada para trabajar grandes superficies, como suelos de madera. Más pensada para debastar que para trabajos finos y delicados. Diría que es más apropiada para carpinteros y profesionales.

Para este tipo, el recambio de lija tiene forma de banda, de ahí su nombre. Este sistema de colocación es cómodo y de rápida colocación.

Esta que os recomiendo tiene muy buenas valoraciones y tiene un precio irresistible.

Lijadora Orbital

La Orbital en cambio no se usa para debastar grandes superficies, sino para acabados. Su sistema de vibración de movimientos aleatorios, le permite no dejar marcas en el material que estemos lijando.

Las hay de distintas formas, circulares o rectangulares, a veces con sistema de cambio de lijas de tipo velcro o con pinzas.

Lijadora Retorbital o excentríca

Este tipo de lijadora de movimientos oscilantes, es ideal para lijar superficies de todo tipo, planas o curvas. No deja marcas en la superficie a tratar. Sirve para entre otros usos quitar pintura, o barnices de nuestros muebles.

Lijadora excéntrica de la marca Bosch, ideal para trabajos finos y decapante de pintura
Lijadora Retorbital o excéntrica de Bosch

Dependiendo de los discos (recambios) que utilices ya sean de grano grueso o fino, podrás utilizarla para trabajos de debaste o delicados.

Lijadora Delta

De pequeño tamaño y en forma de pico. Se usa principalmente para lijar esquinas, rincones o cantos.

Multilijadora

Como su nombre indica sirven para todo. Están pensadas para multi superficies y multi trabajos

Tiene forma de plancha, son ligeras y el sistema de cambio de lija que utilizan es el de velcro. Que desde mi experiencia es el mejor. Se colocan fácilmente y no se despegan.

Las mejores para uso no profesional

¿En qué fijarse a la hora de elegir una lijadora?

Hay ciertas cosas que tenemos que ver antes de decidirnos por uno u otro tipo de lijadora:

  • ¿Para qué la necesito? Dependiendo del trabajo de bricolaje que tengo entre manos, necesitaré una u otra (ver apartado anterior).
  • ¿Cuántas veces voy a utilizarla? Si solo la vas a utilizar una vez, lo mejor es alquilar una. Hay centros donde se alquilan herramientas de todo tipo por hora o por día. No es barato, pero a veces y dependiendo de la máquina sale a cuenta. Si vas a utilizarla en más ocasiones, yo me decantaría por una multilijadora o una excéntrica.
  • ¿Qué motor tiene la lijadora? A más motor, más capacidad de trabajo. Si compramos una lijadora barata, con un motor de baja potencia, y le damos un uso intensivo, probablemente se estropeará. Es un punto a tener en cuenta.
  • ¿Qué sistema de cambio de lijas tiene el aparato? El «sistema de banda» es super sencillo, pero solo se encuentra en las lijadoras de banda. El de «fijación con pinza» es fácil pero con el trabajo de lija, se suele desenganchar, y tienes que estar enganchando la lija para que quede en su sitio. En cambio, el que cumple mejor su función a mi entender es el «sistema de velcro» que una vez enganchado a la máquina no se mueve.

Ten en cuenta que el papel de lija debe encajar perfectamente en los orificios que tiene la máquina, para evitar que se sature.

  • ¿Tiene algún sistema de recolección de virutas o polvo? Algunas lijadoras baratas no tienen la bolsa para recoger el polvo y virutas que se desprenden con el trabajo de lijado. Hay que tener en cuenta ésto y si tienen un sistema para conectar a la aspiradora.

Si aun no te has decidido por ninguna, y si te sirve de algo mi experiencia. La que yo tengo es una de tipo Multilijadora que sirve un poco para todo. Si tuviera que comprarme otra elegiría la excéntrica, ya que se adapta mejor a todo tipo se superficies, incluso las curvas. Lo que facilitaría el trabajo y el acabado en patas de mesas antiguas, cuadros ovalados, o incluso para pulir el coche.

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta