image

Cómo arreglar una pared con humedad por filtración

Este tipo de problema de humedades suelen dar la cara cuando vemos un pequeño desconchón en la pintura. Con el paso del tiempo, si no le hemos dado una solución, la pintura se abomba y se desprenderá con un leve roce. Si el tema es ya preocupante comenzará a formarse manchas negruzcas, señal de que tenemos algún tipo de hongo. Es el momento de coger «el toro por los cuernos» y transformarte en una Bricoqueen.

Lo primero que debemos hacer es localizar el foco de la humedad y descubrir a qué se debe.

¿Cuáles son los problemas que causan la humedad?

Los problemas más frecuentes suelen ser:

  • Condensación. Normalmente se produce en habitaciones donde hay una fuente de agua y escasa ventilación, como el baño o la habitación contigua al baño. Tiene fácil solución, ventilar el baño y la habitación cuando terminemos de ducharnos. De esta manera evitaremos que vuelva a salir esa mancha de humedad.
  • Fuga de agua en las tuberías. Puede ser que la humedad se deba a una fuga en la toma de agua, en el circuito de la calefacción o en el aire acondicionado. En estos casos, hay que encontrar la fuente de la fuga y repararla.
  • El vecino tiene una fuga de agua. En este caso hay que dirimir quién es el responsable si el vecino o la comunidad de propietarios. Es una tema que se soluciona con la mediación del seguro de hogar, que al final repara la avería, y pinta la casa.
  • Si vives en una casa unifamiliar o chalet, otra causa frecuente de las humedades son las filtraciones de agua de lluvia por problemas en las ventanas, o por causa de una teja en mal estado.

Analiza el problema que causa la humedad y solucionalo antes de reparar la pared.

Si es una filtración la que ha causado los daños tendrás que buscar por donde se cuela el agua y sellar la grieta o fisura. En nuestro caso el marco de la ventana, de hierro, presentaba varios agujeros sellados con silicona por algún pintor con poco entendimiento. Mira cómo lo he solucionado, por si tuvieras un problema similar.

¿Por qué tenemos que reparar la pared antes de pintarla?

Para que la pintura nueva agarrare en toda la superficie por igual y tengamos como resultado una pared perfecta y lisa.

¿Cuáles son los síntomas de una pared en mal estado?

Cuando vemos grietas y desconchones. También cuando al golpear la pared suena a hueco. Otro síntoma son las burbujas de aire en la pintura y signos de humedad, o si al frotar la pared con un trapo se desprende fácilmente la pintura vieja.

Pared que presenta síntomas de humedad y desconchones en la pintura
Pared desconchada y húmeda

¿Qué vamos a necesitar?

Estos son algunos de los materiales y herramientas que vamos a necesitar para arreglar la pared y dejarla lista para después poder pintarla:

Herramientas

  • Brochas
  • Rodillo de pintor para paredes
  • Espátula

Materiales

¿Qué hacer para reparar la pared?

Sigue estos pasos para asegurar un trabajo perfecto y duradero:

Elimina los restos de pintura vieja

Sanea bien toda la superficie de la pared. Ve metiendo la espátula por entre la pintura, ésta irá saltando y se despegará de la pared con facilidad. Si ves que por algún sitio la pintura no se desprende, no insistas y muévete hacia otra zona. Solo debes eliminar la pintura que se caiga con facilidad.

Cepilla la pared

Elimina los restos de polvo con un cepillo. Ve pasando el cepillo por todas las zonas donde has desprendido pintura.

Prepara el Yeso

Prepara el yeso siguiendo las indicaciones del paquete, es importante que sepas que el tiempo de fraguado es de 5 minutos. Tienes ese tiempo para extenderlo por la superficie de la pared y trabajarlo. Si te excedes y tardas más de esos 5 minutos, no podrás trabajar la mezcla ya que se endurece tanto que se hace imposible aplicarlo.

Si la mezcla se endurece, tira el sobrante y vuelve a elaborar una nueva mezcla.

Espera a que seque

El yeso hay que aplicarlo por toda la zona afectada, y esperar un tiempo prudencial a que seque. El tiempo necesario dependerá de la humedad exterior e interior de la casa. Estos trabajos mejor realizarlos en primavera o verano cuando el clima es más benigno y los materiales secan antes.

Hasta que no este bien seco, no podremos pasar la lija

Prepara tu lija de taco

Para estos trabajos donde se precisa cierta delicadeza, prefiero utilizar la lija de taco. Si solo tenemos un taco de lija, para ahorrar podemos comprar hojas de lija de distinto grosor (que son más económicas) y forrar nuestro taco con ella.

Utiliza la lija solo cuando el yeso esté completamente seco. Hazlo con movimientos circulares, y verás como empieza a caer polvo. Hay que dejar la pared sin imperfecciones, lisa, y trabajar toda la superficie con paciencia. Si ves que después de lijar hay zonas donde aun falta yeso, vuelve a preparar mezcla y espera a que seque. La pared debe quedar lisa al taco y perfecta a la vista.

Si quieres una pared lisa y perfecta, lija bien la zona.

Imprimación

A mi me gusta dar un par de capas rápidas de imprimación antes de pintar. Me aseguro que la pintura va a fijarse bien al yeso y ahorro dinero en pintura. Si no imprimas el yeso escupirá la pintura y tendrás que dar varias manos de color hasta que la pintura cubra perfectamente.

Aplica un par de capas de imprimación a la zona tratada con yeso

Deja que la imprimación seque

Antes de pintar, espera a que la imprimación se seque bien. Da la primera mano de imprimación y espera a que seque una media hora. Aplica una nueva capa y deja nuevamente secar. En una hora en total estará la imprimación seca y lista para recibir la pintura.

Aplica dos manos de pintura

Puede que tengas la tentación de pintar solo la zona reparada. Si la pared es de color blanco quizás no se note el corte, pero si es de color y la zona reparada es amplia, se va a notar bastante. Te recomiendo dar un par de manos de pintura solo a ese paño (la pared completa), dejando el resto de paredes sin pintar. Siempre y cuando las paredes contiguas están bien y pueden aguantar una temporadita más.

Espera a que la pintura seque

No te preocupes si al principio de aplicar la pintura ves que el color es más fuerte y se nota la diferencia entre la pared pintada y las otras. Cuando seque la pintura y tenga sus dos manos correspondientes, quedará perfecto.

Deja que seque bien la pintura entre manos. Yo prefiero dar una mano una tarde y la otra a la mañana siguiente

Ahora que ya has terminado con tu pared y está perfectamente reparada y pintada. Disfruta de tu obra y felicitate. ¡Lo has hecho genial!

Estaremos encantados de escuchar lo que piensas

Deje una respuesta